SOLO podré amarte si aprendo a quererme

Tu vientre que me ve renacer, ser de nuevo en tu cordón umbilical, verme desnudo en ti, y ante tu mirada. Lineas paralelas que confluyen y se unen en las caderas y vértice del uno, líneas sagradas de la complementariedad. Flechas de las que todo fluye y, vuelve como el boomerang rodeando el contorno de nuestra esencia. Energía vital que se expande y, abrazándose se da en amor infinito de caricias y ternura

Kh

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s